Todo el mundo conoce el dicho: «una imagen vale más que mil palabras». En el mundo de la política eso debemos trasladarlo al eslogan. Se trata de un lema o frase publicitaria creada explícitamente para ser recordada fácilmente y que sirve para referenciar el mensaje que, en pocas palabras, un candidato o partido quiere transmitir a los votantes durante una campaña electoral.

El término eslogan llegó al español por influencia del inglés. Apareció en nuestra lengua hace relativamente poco tiempo y no figuró en el Diccionario de la RAE hasta 1984. Evidentemente, su origen es mucho más antiguo. Se trata de la castellanización del vocablo inglés slogan, de exacto significado y, a menudo, utilizado con esta grafía en nuestra lengua, aunque tanto el Diccionario Panhispánico de dudas de la RAE como la Fundéu aconsejan el españolizado eslogan. Pero slogan, palabra datada ya en el siglo XVI, no es una palabra originaria del inglés. Slogorn es una palabra prestada del gaélico (lengua indoeuropea celta) y esta viene de sluagh-ghairm, que significa ‘grito de guerra‘, cada clan escocés tenía el suyo propio utilizado en las batallas como forma de arengar a sus soldados.

Guión de Alfred López. Aquí os dejamos el enlace a su Libro y a su Blog.

¡Suscríbete a nuestro canal de YouTube y disfruta de una experiencia de aprendizaje épica!